Destacados

Introducción de tablets en las aulas: pros y contras en el aprendizaje

Publicada: 15 de marzo de 2018

¿Recuerdas tan solo una década atrás cómo eran los hábitos escolares, laborales e incluso sociales?
Es indudable el tremendo impacto en nuestra vida cotidiana causado por la tecnología y el uso de internet extensible a todos los ámbitos de la vida, también por tanto al aprendizaje en las aulas.

Los colegios, cada vez con más frecuencia, optan por implementar en sus aulas, o directamente cambiar el libro de texto de toda la vida, por tablets, pizarras digitales u otro tipo de gadget electrónico empleado para la enseñanza y el aprendizaje. Pero ¿es o más bien será realmente positivo y constituirá un avance real del aprendizaje mediante estos nuevos medios?

Es un tema controvertido ya que las opiniones de los docentes y expertos en la materia son variadas al respecto.

Hay quien opina que el gasto o inversión en tecnología va en detrimento de otros materiales necesarios en las aulas y colegios como: disponer de una buena biblioteca, una surtida equipación deportiva, instrumentos musicales, etc; o simplemente se teme que el ejercicio manual que supone la escritura tienda a desaparecer en el caso de los alumnos más pequeños.

Dejando a un lado los recursos económicos con los que cuenta cada centro escolar, actualmente muchas de las actividades diarias las realizamos a “golpe de dedo” mediante una tablet, móvil u ordenador. Pintar, tocar el piano, jugar a un deporte, aprender a cocinar o emplear nuevas recetas, incluso la comunicación y los juegos habitualmente practicados en los barrios de nuestros vecindarios, se están viendo mermados por la práctica a través de internet.

Exponemos ahora un listado de pros y contras entre estudiar con tablet frente a los libros tradicionales:

PRO TABLET:
- Ahorran espacio y pesan poco.
- Se pueden hacer anotaciones, referencias y buscar una frase/palabra concreta.
- Se puede modificar el tamaño de letra, lo que ayuda a lectores con deficiencias visuales.
- Posibilidad, en algunos casos, de disponer de audio-libros, libros digitalizados o interactivos que faciliten el estudio.
- Permite la personalización y diversificación del aprendizaje de forma rápida y sencilla a través de videos, textos, dibujos…
- Constituye una herramienta necesaria e imprescindible en materia tecnológica (ya nadie puede “escapar” a la tecnología)

CONTRA TABLET:
- Se debe tener acceso a internet para poder realizar consultas mientras se trabaja/estudia.
- Se puede estropear y/o romper con más facilidad que un impreso.
- Mayor coste de compra y mantenimiento.
- Pérdida del encanto tradicional del tener un libro manual: ojear sus páginas, su olor a nuevo, el tacto de sus páginas. Todo un ritual “romántico” para los amantes de los libros.
- Aumento del número de adolescentes que precisan de gafas o lentillas por el uso prolongado de estos dispositivos.
- Peligro de distracción buceando en internet y redes sociales.

Indudablemente en la variedad está el gusto. Mezclar tradición con tecnología y utilizar métodos tradicionales aprovechando las ventajas y posibilidades que nos ofrecen la infinidad de aplicaciones a nuestra disposición, puede ser una opción acertada.

En definitiva, en todo estudio que se inicie, ya manejes un libro o prefieras una tablet, el mayor enemigo del aprendizaje es la distracción y eso es un factor en común entre ambos instrumentos. Nuestra propia motivación y un docente cuyo método de enseñanza aliente y estimule al alumno, es el mejor instrumento de aprendizaje.

Si eres docente te interesará mucho este documento para integrar la metodología de aprendizaje escolar en tu aula a través de la tablet y sacarles así el máximo rendimiento:

https://cursoipad.com/tabletas-retos-ventajas-metodologia-apps-educacion.pdf

« Volver a actualidad